▲ Cerrar ▲
Mostrando entradas con la etiqueta Biobasket. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Biobasket. Mostrar todas las entradas

23 mayo 2016

SE CONSUMÓ EL DESCENSO DEL ESTUDIANTES...

Fundado en la temporada  1947-48 por un grupo de alumnos del Instituto Ramírez de Maeztu, cuyo nombre usaron para inscribirse en tercera división.

Un año más tarde la cosa se hizo más seria al haber acabado primeros de grupo y ascender a Segunda División. Ya por entonces contaban con el apoyo de Antonio Magariños, jefe de estudios del propio Instituto y primer presidente del Club, inscribiendo al grupo como Estudiantes y formado por dos equipos.

En esa misma temporada ascendieron de Segunda a Primera y en la 1949-50 a la categoría nacional, donde ha permanecido, pese a una controversia de la que ya hablaremos más adelante, hasta hoy.

15 abril 2016

SOBRE KOBE BRYANT Y EL COMIENZO DE SU LEYENDA...

Antes de nada reconocer que yo en muchas ocasiones he "hateado" a Kobe y he sido uno de sus mayores críticos, pese a las grandes ilusiones que me han transmitido sus victorias dentro de las canchas.

Soy muy Laker, desde los tiempos de Kareem, de Magic, Worthy, A.C. Green y compañía, etapa de muy crio en la que me empezó entusiasmar este deporte hasta el día de hoy.


14 marzo 2016

SOBRE LA LESIÓN CRÓNICA EN LA ESPALDA DE RUDY...

Mucho se habla de la vuelta de Rudy Fernández a las canchas tras tres meses y medio en el dique seco tras su tercera operación de hernia discal entre las vertebras L4-L5. Todo el mundo se centra en el éxito de la operación,  en los entrenamientos duros, en el cuidado con los mejores especialistas o en su físico privilegiado de atleta...

Yo ante tanta duda, me imagino que se avecina la versión 4.0 de uno de mis jugadores favoritos. La edad, la tercera operación de una hernia crónica y lo que puede suponer todo ese trabajo extra desde entonces psicológicamente hablando, son algunos de los factores que se deberían tener también en cuenta, sin con ello desmerecer a un tipo que seguramente se seguirá dejando la piel en la cancha por su camiseta, pero creo que lo hará de otra manera...

03 diciembre 2013

SOBRE FERNANDO MARTÍN...

Me es difícil hablar de Fernando Martín con la claridad y la documentación que puedan tener mis compañeros, puesto que ni una semana antes del fatídico accidente que nos privó de él, recién había cumplido 10 años. No puedo hablar en plan me acuerdo de la final de los juegos olímpicos de Los Ángeles de 1984, o de la final del Europeo de Nantes el año anterior, ni tan siquiera de las 4 ligas que consiguió en su primera etapa madridista.

De lo que sí puedo hablar es de los primeros partidos de baloncesto que vi de la NBA en los que un español estaba jugando con los Portland Trail Blazers, y yo pese a ser de Lakers, siempre quería que perdieran ante ese equipo porque jugaba él. El mismo que cuando jugaba la selección española cada vez que recibía una pelota cerca del tablero era canasta y si no recogía su propio rebote a base de fuerza y remataba la jugada… También me acuerdo de esas peleas entre Audie Norris y él en los Barça-Madrid de su segunda etapa blanca o del equipazo que tenía el Real Madrid en la 88-89 junto con Drazen Petrovic, incluso de aquel juego de ordenador que se cargaba a base de pasar una cinta de cassette al que daba título e imagen y al cual era imposible vencer, o de la colección de un Europeo donde era el cromo más deseado y de los más difíciles de obtener.

Era un espectáculo de jugador tanto ofensiva como defensivamente, de los que peleaban por un rebote como si de lucha grecorromana se tratase, un privilegiado físico y un adelantado a su tiempo. Pienso que en Portland no es que no triunfara, sino que las lesiones y el escepticismo de aquella época con los extranjeros no le dejaron triunfar, porque en los demás equipos en los que estuvo, incluida la selección, no solo era un referente para el equipo, era un líder y un baluarte en el que se sustentaban.
Corbalán definió su idiosincrasia de la mejor manera que se puede hacer: “Él desde que llegó al Madrid con 19 años tenía muy claro su meta: ser un jugador importante dentro de un equipo importante” y a base de esfuerzo e inconformismo en sus metas, cada año que pasaba era mucho mejor que el anterior y no contento con ello transmitía esas sensaciones a su equipo y a los jugadores.

Para el Real Madrid era un privilegio tener un jugador de sus características, rara vez se encontraba en décadas, un español que era mejor que la mayoría de los norteamericanos que ocupaban las dos plazas de extranjeros, que como oro en paño se veneraban en aquella época porque generalmente eran las estrellas del equipo. El mejor pívot de la liga y uno de los mejores de Europa, cualquier entrenador de un equipo foráneo al enfrentarse al equipo madrileño tenía clara una cosa frenar a Fernando, pues así se deshacían de una de las mejores opciones de victoria y a su vez mermaban las ansias de luchar por todo de los demás jugadores.

Hasta su muerte es digna de su forma de vida, ese día era baja por sus fuertes dolores de espalda, pero por nada del mundo se quería perder el partido, tenía que estar en la grada animando y aconsejando a su equipo, e incluso fue a recoger a un compañero suyo Quique Villalobos, aunque nunca llegó. Su coche iba tan rápido que se saltó la mediana y se empotró contra otro muriendo en el acto. Ese 3 de diciembre de hace 24 años, también es uno de esos momentos que nunca olvidaré, toda España quedó conmocionada al saber que uno de sus más reconocidos e importantes deportistas de todos los tiempos había fallecido… El triste “no puede ser, no me lo creo”… ¿cómo un coloso de 2,05 y físico impresionante podía haber muerto en un accidente a la edad de 27 años?. Todo lo que no consiguieron sus rivales en la cancha, lo hizo la carretera… parar a Fernando Martín. Recuerdo a Epi y a Norris en su funeral, estupefactos e incrédulos, intentando hacerse a la idea de que no volverían a jugar contra él o con él. Su equipo tuvo el bonito detalle de retirar el “10”, ese número que portaba en todas las camisetas que vistió y que honra a un jugador de sus características, ese tipo de jugador por el cual, por mucho que pasen los años, le hayamos visto jugar mucho o poco, tengamos mil anécdotas o cuatro cosas que contar de él, nunca nos podremos olvidar seamos del equipo que seamos, pues a todos alguna vez nos representó y le admirábamos.

28 noviembre 2013

SOBRE PAU GASOL 3... LAKERS

"No tengo demasiada libertad para tomar decisiones. ¿Me siento secuestrado en Memphis? Forma parte de la filosofía de los contratos NBA, que persiguen que el jugador se quede con el equipo que le ha fichado el máximo tiempo. Eso me ha perjudicado, sobre todo la pasada campaña. Y además no sé si me siento reconocido. Aquí, en la prensa, los elogios nunca son completos. Hay veces que aprovechan la mínima para dejarme caer regalitos. La posibilidad del traspaso siempre está ahí. De momento estoy en Memphis, y quizá la próxima temporada o este mismo año me marche". Dos meses después de pronunciar semejante declaración de intenciones y con el malestar del publico in crescendo, se produce el milagro, algo impensable para los que estamos al otro lado del charco, los Lakers se interesan por Pau Gasol, además de otra serie de franquicias, pero no tan claras como para luchar por el anillo temporada tras temporada. Kobe Bryant exige a la franquicia que se refuerce con un referente interior que fortaleza el equipo de Phil Jackson que venía de dar claros síntomas de problemas en esa zona del juego (28 victorias y 16 derrotas) tras la grave lesión de Andrew Bynum, el propio maestro Zen admite que con una pieza así el equipo daría un salto de calidad como para luchar por un anillo que se les resiste desde la marcha de Shaquille O´Neal, último gran referente en el juego interior del equipo angelino y los dirigentes del equipo aceptan el reto y se lanzan a por Pau. El 1 de febrero del 2008 se termina de cerrar el acuerdo, Pau Gasol a Lakers a cambio de Kwame Brown (número 1 en el draft de Gasol), Aaron McKie, el rookie Javaris Crittenton y los derechos de Marc Gasol que poseen los Lakers. Todos contentos, los angelinos se hacen con la pieza que buscan y los de Memphis se quitan el gran contrato de Pau, en ese año ya cobraba 13,7 millones y se iba a ir incrementando en el futuro, lo que les puede dar más maniobra de movimientos de cara a reforzar la plantilla, además de hacerse con los derechos del pequeño de los Gasol, aún en Europa y que pronto va a dar el salto y es mucho más un cinco NBA que su hermano.

2008-ACTUALIDAD: TOCANDO EL CIELO CON LOS ANGELES LAKERS

Fue llegar y besar el santo, el 5 de febrero fue su debut con el equipo purpura y oro enfrente tienen a los New Jersey Nets y Pau se marca un partido de 24 puntos, 12 rebotes y 4 asistencias, la estrella del equipo, Kobe Bryant cuando le preguntan por su nuevo compañero simplemente dice: “Pau Gasol es increíble”. El equipo cambio de rumbo con un parcial de 10-0 desde la llegada del jugador español  y una marca de 29 victorias en 37 partidos desde ese 5 de febrero con Gasol aportando en los 27 partidos como titular 18,8 puntos, 7,8 rebotes, 3,5 asistencias y 1,6 tapones. Los Lakers pasan de ser un equipo dubitativo en esa temporada a ser uno de los claros favoritos para llevarse el anillo, más si cabe tras el comienzo de los mismos ante los Denver Nuggets (4-0), donde Pau se marca 36 puntos, 16 rebotes, 8 asistencias y 3 tapones en el primer partido. Más difícil lo ponen los Utah Jazz en semifinales de conferencia (4-2) al no fallar en sus partidos como locales, pero el Staples Center sigue marcando las diferencias. San Antonio Spurs es el siguiente en caer (4-1), aunque no empezaron con muy buen pie, teniendo que remontar más de 20 puntos para ganar el primer partido. En el quinto de esta serie Pau se marca otro record personal al conseguir 19 rebotes en un partido de playoffs, que a su vez es su máximo registro en la NBA. Primeros meses con el equipo angelino y primera final de la NBA, contra sus rivales más carismáticos los Boston Celtics, un equipo más rodado y más en forma que Lakers a los que ganan 4-2, gracias al trío Paul Pierce (MVP de la final), Ray Allen y Kevin Garnett. El cuarto partido en el Staples Center supuso un duro revés para el equipo de los Lakers al dejarse remontar una ventaja de 24 puntos conseguida en la primera parte, eso supuso un 3-1 y de vuelta a Boston, el equipo no supo contrarrestar el golpe aunque consiguieran ganar el quinto partido. Gasol acaba los playoffs como segundo máximo anotador (16,9), reboteador (9,3) y asistente (4) de los Lakers, además de ser el máximo taponador del equipo (1,90 tapones) y el jugador, empatado con Odom, que más dobles-dobles consigue en los playoffs con 10. Tras una grandísima temporada y un gran cambio de aires y de valores dentro de la NBA, decide acudir a la llamada de Aito García Reneses para representar a la selección española en los JJ.OO de Pekin. España queda segunda del grupo B con 4 victorias y una derrota tras ganar a Grecia (81-66), China (85-75), Alemania (72-59) y Angola (98-50), sufriendo una dolorosa derrota frente a los claros favoritos a llevarse el Oro, los EE.UU. (119-82). El nuevo proyecto de Dream Team de la NBA no perdona en la fase regular ganando a todos los equipos por sonadas diferencias, con la mala suerte de haber caído en el mismo grupo que los nuestros. En cuartos de final acabamos con los croatas (72-59), en semifinales se juega uno de los mejores partidos que he visto de esta selección, venciendo a una Lituania con síndrome de anotación compulsiva por 91-86 (Jasikevicius, Sikauskas, Kaukenas, los Lavrinovic, Javtokas, Kleiza, Jasaitis, Maciulis…) un espectáculo lleno de emoción. Llegando a la final, de nuevo contra los favoritos, se firmaba de antemano una derrota por más de 20 puntos, un partido parecido al de la frase de grupos, pero nada parecido a eso, perdimos sí, pero con dignidad, casta y un partido de tú a tú (117-108) con un Rudy (22), Navarro (18), Jiménez (12), Marc (11) y Felipe Reyes (10) que acompañaron a su líder Pau (21 puntos, 6 rebotes y una asistencia)  jugándoles a la americana, sin contar los pasos inclusive: "La mentalidad no tuvo nada que ver con el partido de la fase de grupos. En ningún momento nos hemos visto derrotados. En el otro partido faltó chispa, confianza y salimos derrotados de antemano porque ya habíamos logrado la clasificación”. Una plata que casi nos sabe a Oro y un Gasol que acaba siendo el máximo anotador del torneo con una media de 19,6 puntos en los 8 partidos que juega, por delante de gente como Scola, Wade, Ginobili, Lebron o su compañero de equipo Kobe Bryant. Aito lo tiene claro: “el equipo nacional ha estado bien en los días importantes. Contra Grecia, para pasar de fase, contra Croacia en cuartos y primero con apuros pero al final con autoridad frente a Lituania en semifinales. Hemos hecho un gran trabajo. España es un equipo lleno de virtudes que son de agradecer y ha logrado una plata de la que debemos sentirnos orgullosos. Jugar 40 minutos con estas ganas y este talento hace que hayamos ganado la plata. Sin dar el máximo no habríamos llegado aquí. Me hubiera gustado que hubiéramos aprovechado nuestras opciones, cuando a tres minutos del final estábamos ahí, con un triple que no entró... Podía haber sido mejor, pero hay que aceptar que ser subcampeones es muy bueno y lo hemos hecho dando la cara”. Por su parte Gasol da su punto de vista: “fue un partido muy bonito de jugar. Tuvimos opciones todo el partido. Estoy orgulloso del trabajo de este equipo. Esto dice mucho de nosotros y de que merecíamos estar en la situación en la que estábamos. El Dream Team? Para mí sólo existe un 'Dream Team', el de Barcelona, que fue un equipo único, aunque otros han estado muy cerca de aquél. Es incomparable". Al ser preguntado si con el cambio de equipo y de exigencias en la NBA esto iba a suponer la retirada de la selección, también lo aclara: "¿Mi último partido con España? Espero que no. Llevamos mucha carga y el cuerpo nota ciertos excesos que tengo que controlar por mi bien y el de mis equipos. Tengo 28 años y me queda mucha gasolina. Yo siempre quiero volver y dar el máximo para conseguir todos los retos que nos planteemos con esta selección".



La temporada 2008-09 va a ser muy especial para Pau, primero porque su hermano decide ir a jugar a los Memphis Grizzlies y se va a enfrentar por primera vez a él y encima en la NBA, segundo porque empieza por primera vez la temporada con su nuevo equipo donde ya se siente uno más después de lo demostrado en la anterior campaña, tercero porque aspiran al título de nuevo y cuarto porque está en estado de gracia y va reuniendo varios triunfos personales como anotar 10.000 puntos en su carrera (segundo jugador más joven en conseguirlo tras Nowitzki), hacer su primer triple doble en la NBA ante Atlanta con 12 puntos, 13 rebotes y 10 asistencias, ser designado por primera vez en su carrera como Mejor Jugador de la Conferencia Oeste en el mes de febrero o ser elegido para disputar su segundo All-Stars en Phoenix tras el del 2006, en el que termina con 14 puntos y 8 rebotes en la victoria ante el Este por 146 a 119.  El equipo también va como un tiro con la recuperación de Bynum, reconvirtiendo a Pau como el 4 del equipo y colocando a Odom entre el 3-4 y sexto hombre, que unidos a la figura de Kobe, al controvertido Ron Artest y bajo el timón de Derek Fisher forman la columna que sustenta el equipo con 65 victorias y 17 derrotas en la regular clasificándose como primeros de la Conferencia Oeste. Pau juega los 81 encuentros como titular con unas cifras de 18,9 puntos, 9,6 rebotes, 3,5 asistencias y 1 tapón por partido. En playoffs se deshacen de los Jazz (4-1) y se las ven y se las desean para ganar a Houston Rockets (4-3) y ganan las finales de su Conferencia ante los Nuggets (4-2). La final  contra los Orlando Magic de Dwight Howard, que sorprendentemente y contra todo pronóstico se cargan en semifinales a los actuales campeones (4-3) y en la final de conferencia a los Cavaliers de Lebron James (4-2), sin embargo los Lakers del maestro zen no tienen piedad en su afán de conseguir el anillo y se imponen con un (4-1). El 15 de mayo del 2009 Pau Gasol se convierte en el primer jugador español en conseguir un anillo de la NBA aportando para ello 18,3 puntos, 10,8 rebotes, 2,5 asistencias y 2 tapones por partido, cifras que también le sirven para ser elegido en el tercer mejor quinteto de la NBA de esa temporada: "Todo ha sido increíble, sencillamente, un día maravilloso, de verdad, un día maravilloso. Siento una felicidad abrumadora. Es una situación única. Es difícil de describir, es muy difícil de conseguir esto. Te das cuenta de lo que has tenido que trabajar para llegar aquí". En verano acude a la llamada de Sergio Scariolo para jugar el Europeo de Polonia con la selección, pese a que desde principios de año  se duda de su presencia: "Este año me he encontrado bastante mejor y eso facilita las opciones de que pueda estar en el Eurobasket. He acabado a muy buen nivel, sería especial conseguir ganar el anillo y el Europeo en el mismo año". España empieza tremendamente mal tras perder con Serbia (66-57) y aunque salva el matchball ganando a Reino Unido (84-76) y a Eslovenia (90-84), se clasifica como tercera del Grupo C, recordando por su juego poco o nada a la vista en Pekín. La cosa mejora en cuartos eliminando a los franceses con un claro 86-66  y posteriormente a Grecia en semifinales con un aplastante 82-64. Llegados a la final contra un equipo joven y con buenos mimbres como Serbia, no damos opción machacándoles con un 85-63 que supone el primer Oro de la Selección Española en un Europeo. De nuevo Gasol vuelve a estar a un nivel superior y se convierte en MVP, jugador del quinteto más valioso y máximo anotador del torneo con una media de 18,8 puntos. "La actuación de Pau Gasol en Polonia demuestra que cuando acabe su carrera estará entre los grandes del baloncesto en Europa", asegura George Vassilakopoulos, presidente de FIBA Europa.  Pau se encuentra en la gloria: “Esto es algo maravilloso. Es una experiencia única que hay que disfrutar al máximo. Son cuatro finales que hemos jugado y dos títulos conseguidos en estos últimos años que seguro que enorgullecen al país y a nosotros también. Hemos estado mucho tiempo detrás de este oro. Ahora mismo estamos eufóricos, felices y no se puede pedir más, jugamos de forma excelente la parte final del campeonato que es lo que queríamos hacer desde un principio. Este equipo merece esta medalla por la unión de todos nosotros y el sueño de conseguirlo. Dedico el triunfo a toda su familia, a sus compañeros, al cuerpo técnico, a la Federación española y toda la gente que nos ha apoyado a ganar este Eurobasket 2009“.
La temporada 2009-10 trae buenas noticias para Pau ya que el equipo desea renovar al alza su ya suculento contrato, realizándole una ampliación de tres años al mismo cobrando por ellos 64,7 millones de dólares y finalizando en la temporada 2013-14: "No tengo palabras para definir el nuevo momento que estoy viviendo como profesional y dentro del equipo que lo es todo para mi carrera. Es un gran día". No solo opina así él, para Kobe también lo es: "La renovación de Pau me da una gran tranquilidad de mente, seguridad y confianza" y Mitch Kupchack: "Con la manera como jugamos, con los profesionales que hay en la plantilla, no puedo imaginarme un hombre alto mejor para este equipo que Pau. Además dejo feliz a Bryant". El equipo no se muestra tan intratable como el año anterior en la regular, pero de nuevo consigue acabar como número uno de la Conferencia Oeste con 57 victorias  y 25 derrotas. Gasol termina perdiéndose diecisiete partidos por dos lesiones musculares en ambas piernas durante el primer tercio de competición, pero llega a tiempo para su tercer All-Stars celebrado en el Cowboys Stadium de Dallas el 14 de febrero donde su equipo termina perdiendo 139-141 ante la Conferencia Este,  a pesar de los 13 puntos y 6 rebotes del español. Pau acaba la regular con medias de 18,3 puntos, 11,3 rebotes (su mejor marca en la NBA), 3,4 asistencias y 1,7 tapones en 65 partidos, todos ellos de inicio. De cara a los playoffs, Oklahoma es un duro hueso de roer en la primera cita  pero se le acaba ganado (4-2), más sencillo resulta eliminar a los Utah Jazz en la siguiente ronda (4-0) y de nuevo toca luchar fuerte para ganar la final de Conferencia ante los Phoenix Suns (4-2). La final es la misma que dos años antes, un Celtics-Lakers… ¿alguien puede pedir más? Pues sí, podemos pedirle emoción, tanta que todo se resuelve en el séptimo partido y un ajustado 83-79 para los angelinos con lo que renuevan su campeonato. Pau ayuda a Kobe (30 puntos) en  el decisivo con 23 puntos (8/14 en tiros de campo), 14 rebotes, 3 asistencias y 3 tapones que le sirvieron para ganar su segundo anillo de la NBA: “Donde no lleguen las piernas, llegará el corazón” comentaba en la previa del partido, parecía que no le quedaba mucha gasolina tras una temporada muy física para él pero una vez más se erige como uno de los protagonistas: “Para mí, vivir todo esto es increíble. Me siento en una dimensión diferente. Es como si pudiera pedir un deseo a un genio. Así que estoy muy agradecido por tener esta oportunidad y estar aquí. No puedo estar más que orgulloso de mis compañeros, de los técnicos y del trabajo que hemos hecho. Está claro que no fue el más bonito de los partidos, pero peleamos al máximo”. Bryant refrenda la importancia de su compañero: “No tengo palabras para Pau Gasol. Sin él, no hubiéramos ganado”, una forma de arropar a su segundo de a bordo después de que este recibiese todas las criticas dos años antes al perder el anillo contra los de Boston. En esos momentos ciertos sectores le achacaron de la derrota y le pusieron el mote de “Gasoft”, acusándole de blandito en aquella final, dos años después es uno de los héroes y quita hierro al asunto: “Si hemos ganado estos dos anillos ha sido por lo que pasó en 2008”. Sus números de playoffs también demuestran su buen hacer con medias de 19,6 puntos, 11,1 rebotes (su mejor marca en playoffs), 3,5 asistencias y 2,1 tapones (también su mejor marca en playoffs). Las lesiones musculares de principio de temporada y el exceso de partidos hacen que Pau necesite un descanso  y decide declinar la invitación de Sergio Scariolo para la participación del Mundial de Turquía con la selección española, en el que acaba haciendo de comentarista. Los suyos acusan la baja de su líder  cayendo en cuartos ante Serbia por un triple de Teodosic (92-89) y posteriormente vuelven a caer ante Argentina en la pelea por el quinto puesto (81-86) no pudiendo rememorar la gesta de cuatro años atrás.
Un descansado Pau Gasol empieza la temporada 2010-11 como una moto y culmina una primera fase de la regular como serio candidato a MVP, aunque en la segunda baja su rendimiento para dejar el equipo en manos de Bryant, jugador franquicia. Por tercer año consecutivo juega el All-Star (cuarto de su carrera) en casa, ya que se disputa en el Staples Center con victoria para el Oeste por 148-143 con gran partido de los ídolos locales ya que Kobe se lleva el MVP y el de Sant Boi juega su mejor partido de las estrellas jugando los minutos importantes y aportando 17 puntos y 7 rebotes. El equipo sigue bajando el nivel de la regular por segundo año consecutivo y las 57 victorias y 25 derrotas ya no les sirven para ser el mejor equipo de la Conferencia Oeste, este año es superado por  San Antonio Spurs con 4 victorias más, aunque siguen siendo uno de los claros favoritos a llevarse el título. Algo no termina de oler bien en estos Lakers ya que Phil Jackson anuncia en Enero que esta iba a ser su última temporada como entrenador del equipo, aunque algunos suponen que ya quería haberse retirado en verano. Gasol ayuda a su equipo en esta fase jugando por primera vez los 82 partidos de la regular, todos ellos como titular y aportando 18,8 puntos, 10,2 rebotes, 3,3 asistencias y 1,6 tapones. En playoffs eliminan en la primera fase a los Denver Nuggets con un 4-2, pero en semifinales de Conferencia llega la debacle tras perder ante los Dallas Mavericks de Dirk Nowitzki por un claro 4-0, que deja muy tocada a la afición y a Los Angeles en general, si bien ese mismo equipo que les elimina se termina proclamando campeón: “Todas mis esperanzas y aspiraciones antes de retirarme estaban puestas en este juego (contra Dallas) y eso fue un lastre que pesó demasiado” declara Phil Jackson al terminar el partido. Kobe lamenta la eliminatoria y también la triste despedida ofrecida a su entrenador: “Yo crecí con él. Mi modo de enfocar las cosas, mi forma de pensar sobre las cosas, no sólo de baloncesto, sino de la vida en general, viene de él. Es un poco raro para mí pensar en que el año que viene no va a estar aquí”.  Pau no está a la altura en estos playoffs con unas estadísticas de 13,1 puntos, 7,8 rebotes, 3,8 asistencias y 1,7 tapones. El maestro Zen se va de la mejor manera posible: “Todos sabemos que siempre regresan y se reencuentran a sí mismos. Los Lakers van a sobrevivir”. Pau decide borrar los sabores amargos de la temporada acudiendo a la llamada de la selección para participar en el Europeo de Lituania, el hijo prodigo vuelve a estar disponible para Scariolo. España termina la primera fase como primera de grupo tras  ganar a Polonia (83-79. Pau 29 puntos y 7 rebotes), Portugal (87-73. 20 puntos, 5 rebotes y 1 asistencia), Gran Bretaña (86-69. 21 puntos, 6 rebotes y 2 asistencias), Lituania (91-79. 17 puntos, 4 rebotes y 3 asistencias) y perder contra Turquía (57-65. A Pau se le da descanso en este partido ya que estamos clasificados como primeros). En la segunda fase volvemos a meter una marcha más al juego y nos clasificamos de nuevo como primeros de grupo tras vencer a los alemanes (77-68. 19 puntos, 7 rebotes y 1 asistencia), serbios (84-59. 26 puntos, 8 rebotes y 3 asistencias) y franceses que reservan tanto a Parker como a Noah para este partido (96-69. 11 puntos y 3 rebotes). En cuartos de final superamos a Eslovenia con  relativa facilidad (86-64. 19 puntos y 16 rebotes), jugamos un partidazo contra la sorpresa del Eurobasket, los macedonios de Bo McCalebb (92-80. 22 puntos, 17 rebotes y 3 asistencias) y de nuevo nos enfrentamos en la final contra Francia, esta vez con el equipo completo (98-85. 17 puntos, 10 rebotes y 4 asistencias) que nos sirven para revalidar el título conquistado en el 2009. Pau acaba como tercer máximo anotador del torneo (20,1) y cuarto máximo reboteador (8,3), lo que le sirve para acabar en el Quinteto ideal del campeonato junto a Parker, McCalebb, Navarro y Kirilenko, pero no para conseguir el MVP que recae a manos de su mejor amigo, tras la exhibición de 26 puntos de la Bomba en la final: “Estoy orgulloso de mi compañero y amigo. Juan Carlos ha estado inconmensurable, tirando muy bien en momentos claves y dándonos un empuje increíble. En cuanto al triunfo lo tiene claro: "Es una experiencia única para nosotros y cualquier deportista. Es histórico y estamos muy orgullosos por cada componente de este equipo, del trabajo que hemos hecho. Ha sido un verano mágico para nuestra federación. Estamos superfelices. Tenemos un grupo de jugadores y de personas muy fuera de lo común y gracias a ellos hemos conseguido lo que hemos conseguido”.
La temporada 2011-2012 amenaza con no disputarse por culpa del Lockout, muchos jugadores de la NBA fichan temporalmente por equipos europeos y asiáticos a la espera de volver cuando se solucione. Pau habla de la posibilidad de jugar la temporada en Europa: “Sólo me plantearía jugar en Europa si se cancela toda la temporada de la NBA”. Mientras él y su hermano entrenan una semana en Octubre con el F.C. Barcelona lo que aumenta las sospechas: "Seguro que aquí estaría muy a gusto, pero es prematuro hablar de firmar con nadie”. Al terminar la semana sus respectivos clubs Lakers y Memphis les aconsejan ponerse a punto en Estados Unidos a la espera del desenlace del Lockout. Al final la huelga acaba y se firma el acuerdo, aunque la temporada será más corta de lo habitual habiendo 65 partidos durante la regular. El propio Pau pasa de intentar ser traspasado a cambio de Chris Paul, no ocurrió porque el comisionado de la NBA se opuso, a tener que ejercer de líder de Los Lakers tras la grave lesión de Kobe, aun convaleciente en el inicio de temporada y la marcha de otro peso pesado del vestuario como Lamar Odom rumbo a Dallas Mavericks (mosqueado porque también entraba en el paquete de CP3 y pide ser traspasado). El juego de los de Mike Brown (nuevo entrenador a razón de 4 temporadas y 18 millones, con Ettore Messina como uno de sus asistentes) depende de él hasta la vuelta de Bryant. El equipo sigue decreciendo una vez más sus prestaciones en la regular y terminan la campaña con 41 victorias y 25 derrotas, y otro histórico del equipo como Derek Fisher abandona la disciplina en mitad de la regular para formar parte del traspaso de Ramon Sessions y Jordan Hill acabando en Houston Rockets momentáneamente. Los números de Pau se resienten en la regular, pero siguen siendo dignos de su status: 17,4 puntos, 10,4 rebotes, 3,7 asistencias y 1,4 tapones.  Una temporada tan loca, llena de traspasos frustrados, fuga de leyendas, entrenadores que son la cara y la cruz a sus antecesores y con la estrella renqueante, no podía acabar bien de cara a los playoffs que, si a duras penas consiguen ganar a Denver en la primera ronda (4-3), en semifinales unos imparables Oklahoma Thunders se los terminan comiendo con patatas (4-1). El ambiente enrarecido hace que el equipo pase a ser un equipo con opciones de ganar el anillo a un equipo normalito de playoffs que no está viviendo de forma óptima su periodo de reconstrucción. Pau se marcha a disputar los JJ.OO. de Londres con la selección española sin tan siquiera saber si ha jugado su último partido con los de purpura y oro e inquieto por las especulaciones de un posible traspaso sin saber en qué equipo puede recalar. En la capital inglesa todo son noticias positivas para él, una inoportuna lesión de Rafael Nadal que le impide participar en los Juegos, hace que Pau se convierta en el abanderado de España llevando el estandarte en la ceremonia. En la competición España termina la fase de grupos dando unas de cal y otras de arena: empezamos ganando bien a China (97-81. Pau 21 puntos, 11 rebotes y 4 asistencias) y algo dubitativos a Australia (82-70. 20 puntos, 4 rebotes y 2 asistencias). Contra Gran Bretaña ganamos de infarto en los últimos segundos (79-78. 17 puntos, 3 rebotes y 5 asistencias) para acabar la fase con sendas derrotas ante Rusia (74-77. 20 puntos, 5 rebotes) y Brasil (82-88. 25 puntos, 7 rebotes) lo que nos hace quedar terceros de grupo y enfrentarnos en cuartos ante Francia. Los franceses terminan jugando un partido serio, pero sucumben en el último cuarto (66-59. 10 puntos, 11 rebotes y 3 asistencias). En semifinales nos toca de nuevo ante los rusos, partido duro pero  seguimos camino hacia la gloria (67-59. 16 puntos, 12 rebotes y 2 asistencias) y de nuevo se repite la misma final que cuatro años atrás ante los EE.UU, con sus mejores estrellas NBA. Pese acabar perdiendo, en mi modesta opinión es el mejor partido que he visto de esta generación, esa plata me supo a oro, porque nunca perdimos la cara al partido y salvo los últimos dos minutos tuvimos serias opciones de ganar. El resultado final fue de 100-107, Pau mete 24 puntos, 8 rebotes y 7 asistencias y acaba siendo cuarto máximo anotador del torneo (19,1) y entra en el quinteto del torneo junto a Lebron, Durant, Ginobili y Kirilenko: Tenemos que estar contentos y orgullosos de lo que hemos hecho en esta final, lástima no haberla podido ganar, son oportunidades que pasan poco en la vida. Kobe me ha felicitado por el partido. Los dos nos respetamos muchísimo y nos tenemos un gran aprecio. Le agradezco el gesto“. Mientras el propio Bryant se encarga de tranquilizar un poco a su compañero de equipo ante su dudoso futuro en la NBA: “Le he dicho a Pau Gasol que le amo. Es un momento muy duro ver a mi hermano así. Se va a quedar conmigo en los Lakers”. Pau en este torneo también consigue convertirse en el máximo anotador de la selección española de los Juegos Olímpicos superando al legendario Epi.
En la nueva temporada el equipo pasa de padre a hijo y el nuevo Bush busca reestructurar el equipo en busca del anillo, para ello se refuerza con Steve Nash y Antawn Jamison, a falta del fichaje de campanillas, Dwight Howard por el cual se tienen que deshacer de uno de sus dos pívots titulares o Pau o Bynum. El damnificado al final es Andrew que pone rumbo a los Sixers, equipo que no le ve debutar pues se lesiona toda la temporada siendo su último año de contrato. “Superman” también llega con un solo año bajo el brazo, así que intentan hacerle ver que ha fichado por un equipo campeón. Pero los Lakers patinan desde pretemporada, perdiendo los 8 partidos que juegan y los 8 siguientes de la fase regular lo que supone la cabeza de Mike Brown, se especula seriamente con la vuelta de Phil Jackson, pero al final el nuevo Bush apuesta por contratar a un Mike D’Antoni que poco o nada tiene que ver con la filosofía que puede transmitir la plantilla de este equipo y que por supuesto tampoco se parece a lo que quería hacer Brown y su “triángulo ofensivo”. El equipo a duras penas se clasifica en los últimos partidos para jugar los playoffs (45-37, séptimos en la conferencia) con un mal juego, un ego entre las dos estrellas del equipo, un bajón en los números de Pau al tener que jugar abierto para la comodidad de Howard con lesiones serias de por medio, la muerte de Jerry Bush padre y una lesión grave de Kobe  en los últimos partidos de la regular que hipoteca las opciones del equipo en playoffs. Pau consigue durante la regular superar los 15.000 puntos en la NBA, siendo el décimo jugador nacido fuera de Estados Unidos que lo consigue. En la regular ha sido su peor año con el equipo, una lesión el 8 de enero por un golpe en la cabeza, otra en el pie derecho el 5 de febrero y una recaída de la misma el 17 de marzo, le hacen perderse muchos partidos y jugar muy mermado el resto de la temporada y el hecho de jugar lejos del aro siendo la mayoría de sus tiros de media y larga distancia para adecuarse al juego de D’Antoni y dejar a Dwight cómodo debajo del aro propician que sus números se queden en 13,7 puntos, 8,6 rebotes, 4,1 asistencias y 1,2 tapones, saliendo 7 de los 49 partidos que disputa de suplente, cosa que no ocurría desde la temporada 2004-05 en Memphis. La temporada acaba pronto para estos Lakers que con jugadores lesionados, mermados o muy cansados son un juego de niños ante San Antonio Spurs que abusan de ellos sin piedad (4-0). Pau solo acierta a decir: “Las lesiones nos han asesinado. "Han estado muy acertados desde el principio, nos han roto el ritmo y nosotros también hemos tenido jugadores que normalmente no juegan. Han hecho un buen trabajo dentro de las circunstancias, pero no teníamos mucha fluidez ofensivamente y hemos pagado el precio. Han estado demasiado cómodos, han tirado muy bien y han contribuido todos”. Pau desestima ir con la selección española y decide operarse de ambas rodillas con el fin de sufrir menos lesiones de cara al futuro, España sin él, sin Navarro, Ibaka o Felipe Reyes es vulnerable y acaba con una medalla de bronce en el Europeo de Eslovenia que sabe a poco.
En esta nueva temporada también sonaron con fuerza los rumores de traspaso de Pau a alguna franquicia debido al poco dinero que pueden mover los Lakers si no se deshacen de algún jugador codiciado, pero la marcha de Howard a Houston Rockets y la baja todavía indefinida de Kobe le hacen ser de nuevo líder momentáneo de un equipo de circunstancias, ya que los grandes fichajes se esperan para el año próximo y su… ¿renovación o marcha? Pues será agente libre… A pesar de tener 33 años, Gasol todavía tiene varios capítulos por delante para acabar su gran leyenda, la del mejor jugador español de todos los tiempos.
gif maker

21 noviembre 2013

SOBRE PAU GASOL 2... MEMPHIS

El 22 de septiembre del 2001, 11 días después del fatídico 11S,  un Pau de 21 años vuela rumbo a Memphis, nueva localidad de los Grizzlies. Se marcha los primeros seis meses con su madre, que había pedido una excedencia en el hospital por si acaso la experiencia sale mal, pero al final toda la familia se muda a Memphis. “¿Quién me recibirá en Memphis? ¿Cómo serán los primeros entrenamientos? ¿Me apañaré con el inglés? ¿Cuánto tardará mi familia en llegar? ¿Habrá PlayStation en la habitación del hotel? ¿Qué coche tendré?”. Su nuevo equipo se encuentra en plena reconstrucción en busca de una evolución en el devenir del equipo, manteniendo a sus mejores tres hombres: el escolta Michael Dickerson, el alero Stromile Swift y el pívot Lorenzen Wright, con el traspaso de Mike Bibby a Sacramento Kings a cambio de Jason Williams, por aquel entonces uno de los bases de moda, y con las tres elecciones del Draft: Gasol, el ala-pívot Antonios Fotsis y la estrella universitaria de Duke, campeón de la NCAA en el 2001, el alero Shane Battier. Un equipo atrevido y espectacular a manos de Sidney Lowe. Las sensaciones sobre él son buenas, Chris Ekstrand, el analista oficial de la NBA dice esto sobre él: “Se trata de un jugador con unas grandes cualidades técnicas, capaz de manejar el balón como un base o un escolta, lo cual es muy notable en un jugador de siete pies”.
Su primer entrenamiento se produce al día siguiente de su llegada, el equipo está lleno de temporeros jugándose el puesto y de jugadores veteranos que no se creen que Abdur-Rahim se haya marchado de la plantilla por culpa de un Europeo largo y endeble con cierta pinta de pardillo, la conjunción de todo más el hecho de ser el novato, español, país exótico para la NBA por aquel entonces, y tener jet-lag de 7 horas menos, hace que Pau sea humillado en el entrenamiento, más que una gran alegría, estuvo cerca de llorar. Un buen consejo de un compañero le hace cambiar el chip: “como te achantes estas muerto” y empieza hacerse respetar y ganarse a sus compañeros. El 1 de noviembre empieza la temporada para él, es el segundo jugador español en la NBA, 15 años después del debut de Fernando Martin en los Blazers: "Estoy tranquilo. Lo único que me hace sentir algo de nervios es pensar que hay gente que ha venido hasta aquí para verme. Lowe no me ha dicho si seré titular o no, pero tengo claro que salga cuando salga tengo que ir a tope desde el principio. Vi por televisión el partido de Detroit contra Dallas, y creo que me emparejaré con Cliff Robinson. Quiero empezar esta aventura ganando.” El equipo acaba perdiendo 80-90 contra los Pistons y Pau saliendo del banquillo juega 17 minutos aportando: 4 puntos y 4 rebotes: "Éste es sólo el primer partido de 82 y no se pude tomar como referencia. Debo olvidarlo y volver a tener confianza en mí mismo. Tenía ganas de hacerlo bien porque había mucha gente pendiente de mí. Estoy decepcionado, porque mucha gente me ha llamado desde España diciéndome que iban a quedarse despiertos para ver el partido por televisión. En pocos momentos he logrado centrarme en el partido ya que había muchas cosas en mi cabeza. Todo era muy nuevo y la situación, aunque emocionante, era muy extraña. Voy a seguir dando el callo para que al final la gente se sienta orgullosa de mí.” Una lesión en el cuarto partido de Swift, hace que Pau sea titular y meta 27 puntos, a partir de ahí todo fue coser y cantar siendo titular indiscutible. Sus promedios en su primera temporada son de 36,7 minutos y 17,6 puntos, 8,9 rebotes, 2,7 asistencias y 2,06 tapones en 82 partidos, único jugador del equipo en disputar todos los partidos de liga y es elegido Rookie del Año por unanimidad (117 de los 126 votos) tras alzarse con el premio de mejor novato en los meses de noviembre, enero y marzo y ser el mejor novato en puntos, rebotes, tapones y porcentajes de tiro, además juega en el equipo de Novatos de All-Star de Philadelphia aportando 10 puntos y 7 rebotes en la victoria (103-97) ante los  Sophomores. Por desgracia el equipo no acompaña y la liga acaba con 23 victorias y 59 derrotas.

Es llamado por Javier Imbroda para participar con la selección Española en el Mundial de Estados Unidos, pero caemos en cuartos ante la Alemania de Nowitzki (62-70) y terminamos quintos tras vencer a los anfitriones (81-75), gracias a la actuación de Pau con 26 puntos que es sin duda la estrella y baluarte del equipo en su segundo años con los mayores, y Navarro con 19. Hay que recordar que por aquel entonces EE.UU no jugaba con Dream Team pero en el equipo de George Karl estaban Jermaine O’Neal, Paul Pierce, Ben Wallace, Reggie Miller, Michael Finley o Baron Davis.
En la 2002-03, las cosas no empezaron bien, Sidney Lowe presenta su dimisión el 12 de noviembre en la octava jornada tras perder los 8 primeros partidos del equipo en liga. Es cierto que desde que esta Jerry West como nuevo jefe de operaciones la cabeza del entrenador colgaba de un hilo, en verano ya se pensó en cortarle tras una penosa temporada pero siguió y Jerry le ofrece marcharse diplomáticamente antes de ser destituido porque los aficionados no le aguantan. La apuesta de West es Hubbie Brown, un veterano de 69 años retirado del NBA desde el 87 que se dedica a ser comentarista de televisión y aboga por una política de rotaciones en los partidos para que todos sus jugadores se sientan importantes y frescos en los 74 partidos que restan. Esto hace que Pau, que sigue siendo titular indiscutible en los 82 partidos termine jugando una media de minuto y medio menos que el año anterior, hecho que no impide mejorar sensiblemente los números de su debut terminando con 36 minutos en cancha y 19 puntos, 8,8 rebotes, 2,8 asistencias y 1,8 tapones por partido. De nuevo participa en el All-Stars celebrado en Atlanta para jugar en el equipo de Sophomores (jugadores de segundo año) que se enfrentan y ganan a los novatos  por 112-132 con 17 puntos y 11 rebotes de Pau. El equipo nuevamente no acompaña  a las grandes actuaciones de Gasol y termina con 28 victorias y 54 derrotas, números muy lejanos a los de los playoffs. En verano Moncho López se lo lleva con la Selección Española para participar en el Europeo de Suecia, donde España termina colgándose la plata tras perder en la final 93-84 ante Lituania con un Jasikevicius que se convierte en MVP del torneo y un Pau colosal que mete 36 puntos en la final.
Durante la temporada 2003-04, la magia de Jerry West en los despachos y el estilo de Hubbie Brown en la cancha dan sus frutos, ambos son galardonados como mejor ejecutivo y mejor entrenador de la temporada al llevar al peor equipo de la liga hace dos años hasta los playoffs. Influye en parte en ejercer el derecho a renovar por un año más los contratos de Pau y Battier, ejecutando la opción que tenían de su contrato de Rookie: " Estamos encantados con la manera en que Pau y Shane se han desenvuelto en sus dos primeras temporadas y esperemos que sigan jugando bien con nosotros, lo que repercutirá positivamente en el futuro del equipo. Ambos se han preparado muy bien durante el verano para la temporada que empieza, y estamos felices de tenerlos en nuestra plantilla", dice West al respecto, mientras que Pau se siente ilusionado: "Me complace que el equipo haya decidido hacer efectiva esta opción; desde el principio han demostrado que creen en mí, y espero ser parte de una organización decidida a ser ganadora". Además Pau cambia su look, dejándose barba, lo cual enloquece a la afición y crea moda, tanta que aun la sigue llevando.  El equipo sufre una notable mejoría siendo una de las sensaciones de la temporada terminando la regular con 50 victorias y 32 derrotas siendo el cuarto mejor equipo de la división Oeste y el sexto mejor de la conferencia, aunque nada les sirve en playoffs y caen duramente derrotados ante los San Antonio Spurs por 4-0 y salvo en el tercer partido, diferencia final de puntos era de más de 14 puntos. El sistema de Hubbie sigue perjudicando los minutos de Pau bajando estos hasta 31 y perjudicando levemente sus números en el parquet, además una lesión en el pie el 5 de abril acaba con su racha de 240 partidos seguidos jugando desde su debut y le hace perderse 4 partidos. Sus promedios en los 78 partidos de la regular, todos ellos como titular, son de 17,7 puntos, 7,7 rebotes, 2,5 asistencias y 1,7 tapones por partido, mientras que sus medias en los 4 partidos de playoffs contra los Spurs son de 18,5 puntos, 5 rebotes, 2,5 asistencias y 1,5 tapones por partido. En verano acude a la cita de Mario Pesquera para representar a la Selección Española en los Juegos Olímpicos de Atenas en los que terminamos en séptima posición tras perder en cuartos de final ante los EE.UU de Lebron, Melo, Duncan o Wade por 94-102, en un partido que Pau aporta 29 puntos y ganar a China 92-76 en el que Pau se marcha hasta los 37 puntos. Pau termina siendo el máximo anotador de la competición con una media de 22.42 puntos por partido. Su gran temporada y la exhibición en los JJ.OO le sirven para terminar siendo elegido Mejor Jugador Europeo del 2004 por la Federación Internacional de Baloncesto.
La temporada 2004-05, empieza como la anterior, con una nueva renovación de Pau, pero esta vez con contrato de estrella. El nuevo contrato será válido a partir de la siguiente temporada, ya que en esta cumple la ampliación firmada el año anterior (4.1 millones de dólares) y su duración es de 6 años a cobrar las siguientes cantidades: 2006-2007: 12.3 millones de dólares, 2007-2008: 13.7 millones de dólares, 2008-2009: 15.0 millones de dólares, 2009-2010: 16.4 millones de dólares y 2010-2011: 17.8 millones de dólares, convirtiéndose así en uno de los mejores pagados de la NBA: “Estoy muy contento en Memphis, el equipo va en una buena dirección y ha tenido una progresión excelente desde que estoy aquí y creo que puedo seguir mejorando y llegar más arriba. Además, el equipo ha mostrado una gran confianza en mí al firmarme en este momento de mi carrera, ha sido fácil porque ambas partes estábamos de acuerdo en continuar. No ha sido un tira y afloja porque ambos estábamos interesados en que saliera bien, tanto el equipo como yo estamos satisfechos. Siempre es importante que te den este voto de confianza tan grande y es un buen empujón para mí con el que coger más confianza. Ahora realmente se va a ver reflejado que soy un jugador referencia en el equipo”. En España existe el temor que este nuevo contrato de estrella le vete a la hora de jugar con la Selección: “En ningún momento ha habido ningún tipo de presión ni de condicionante para que firmara el contrato. La situación sigue igual que antes. Tendré que tener su consentimiento pero no me han prohibido estar con la Selección española porque saben que para mí es muy importante”.
El equipo vuelve a lograr los playoffs con 45 victorias y 32 derrotas, aunque la temporada se pone más cuesta arriba de lo que marcan los números, en la jornada 12 Hubbie se ve obligado a dejar su cargo de entrenador por problemas de salud dejando al equipo con 5 victorias y 7 derrotas y su cargo pasa a ser ocupado por el interino Lionel Hollins cuya experiencia en el banquillo se salda con 4 derrotas más. Jerry West en un golpe de efecto ficha a Mike Fratello y el equipo consigue 40 victorias en los 66 partidos restantes, aunque el sistema defensivo del nuevo entrenador no fuera nada cómodo para un jugador como Gasol. Llegados a sus segundos playoffs consecutivos (y de su historia), el final vuelve a ser una réplica del año anterior al ser barridos a las primeras de cambio con un contundente 4-0, esta vez propiciado por los Phoenix Suns. A nivel personal Gasol tiene luces y sombras, en esta temporada consigue sus primeros 5.000 puntos en la NBA y la cifra de 500 tapones, pero el 25 de enero sufre una fascitis plantar que le hace perderse 23 encuentros, sumados a otros tres en noviembre por una torcedura de tobillo. Por primera vez desde el cuarto partido de su primera temporada, tras salir de la lesión Pau inicia 3 de los 59 partidos que puede disputar de suplente y sus medias totales fueron de 17,8 puntos, 7,3 rebotes, 2,4 asistencias y 1,7 tapones por partido. Mientras que en los 4 partidos en playoffs contra los Suns sus números acaban mejorando a 21,3 puntos (su mejor media de puntos en playoffs de toda su carrera), 7,5 rebotes, 2,5 asistencias y 1,7 tapones por partido. Mario Pesquera llama a Pau para que represente a la selección española en el Eurobasket de Serbia y Montenegro, pero este rehusa ir alegando estar “aún convaleciente” de su grave lesión de pie, aunque los medios piensan que su “no” se debe más a una imposición de la franquicia y su nuevo contrato de estrella. España termina cuarta al ser eliminada en semifinales por Alemania y posteriormente perder en el tercer y cuarto ante Francia por paliza (98-68), curiosamente es el único Europeo del SXXI en el que España no consigue medalla y coincide con su primera ausencia de la selección. Pesquera tras el Europeo comenta: “Su equipo le puso problemas y él estaba en una condición física un poquito con algún problema. Pero se ha dado cuenta que puede combinar las dos cosas y ha decidido definitivamente que va a jugar el Campeonato del Mundo de Tokio. Creo que en ese sentido, salvo lesión o imprevisto, va a estar ahí”.
La temporada 2005-2006 empieza de manera brillante para Gasol, en febrero de 2006 suma 48 partidos disputados con unas estadísticas de: 18,2 puntos, 8,4 rebotes y 39 minutos de juego. Unos números de serio aspirante a jugar el All Star, pero los votos de los aficionados no fueron suficientes para quitarle el puesto de pívot titular a Yao Ming. Sin embargo, son los entrenadores de cada uno de los equipos de la NBA, los que deciden que juegue dicho partido, y el día 19 de febrero se hace realidad otro sueño: jugar su primer partido de la estrellas en Houston. Pau no consigue anotar ninguna canasta, pero consigue ser el máximo reboteador del partido con doce capturas. También ese mismo mes consigue su record de anotación en la NBA con 39 puntos ante los Wizards y poco después su primer triple doble en la liga (21 puntos, 12 rebotes y 12 asistencias) ante los Seattle Supersonics. Además, se convierte en el máximo reboteador en la historia de la franquicia superando los 3.072 que lideraban dicho apartado. El equipo vuelve a hacer una actuación calcada a la del los dos años anteriores clasificándose para los playoffs (49 victorias y 33 derrotas) y cayendo a las primeras de turno en los mismos por 4-0 esta vez los verdugos son los Dallas Mavericks. Pau  acaba la regular jugando los 80 partidos que disputa como titular ofreciendo 20,4 puntos, 8,9 rebotes, 4,6 asistencias y 2,1 tapones por partido y en los playoffs aporta 20,3 puntos, 6,8 rebotes, 3 asistencias y 1,2 tapones por partido.
Pau es llamado por el seleccionador  Pepu Hernández para participar con España en el Mundial de Japón que se disputa entre el 19 de agosto y 3 de septiembre. Para esta cita, el nuevo entrenador de la selección elige  a Calderón, Sergio Rodríguez, Cabezas, Navarro, Berni, Rudy, Jiménez, Mumbrú, Garbajosa, Reyes, Pau y a su hermano Marc que debuta con los mayores: “Es algo muy especial. Estoy superorgulloso de mi hermano, de lo que ha conseguido en este torneo. Me ha dejado sin palabras porque ha jugado con una actitud increíble y en ningún momento se ha arrugado. Tiene calidad, se lo ha ganado a pulso y nadie le ha regalado nada. Lo único que espero es que siga creciendo como jugador en la Liga…” En la primera fase consiguen clasificarse como primeros de grupo con 5 victorias y ninguna derrota tras superar a Nueva Zelanda (86-70, 16 puntos y 6 rebotes de Pau), Panamá (101-57, 26 puntos, 9 rebotes y 4 asistencias), a su bestia negra en los últimos años: Alemania (91-72, 16 puntos y 3 rebotes), Angola (93-83, 28 puntos, 5 rebotes y 4 asistencias) y Japón (104-55, 21 puntos y 16 rebotes). En Octavos toca contra Serbia y Montenegro a los que se termina venciendo por 87-75, donde el mayor de los Gasol vuelve a dar otra lección de baloncesto aportando 19 puntos,15 rebotes y una asistencia, que anula todos los intentos de Rakocevic por animar el partido. En cuartos nos toca otro equipo incomodo como Lituania, pero la buena mano de los lituanos no sirve para imponerse a un equipo que juega como tal y es un auténtico rodillo 89-67 con 25 puntos y 9 rebotes para Pau. El encuentro clave se da en semifinales ante  la Argentina de Prigioni, Ginobili, Nocioni, Oberto, Scola…, un hueso muy duro de roer, tanto que el partido llega igualado a los últimos minutos 71-67 en el marcador a falta de 2 minutos y Pau jugando con un tobillo torcido completamente hecho polvo. El partido se va diluyendo entre fallos clamorosos de ambos equipos que parecen que no quieren ganar el partido y tiempos muertos. Entre tanto, Rudy falla un triple con 74-72 y posteriormente le pitan falta y Argentina empata el partido a 74 a falta de 22 segundos. Pepe Sanchez hace una falta temprana sobre Calderón todo un seguro de vida desde la línea de tiros libres, pero la presión le puede y solo consigue encestar uno de ellos: “No fue mi día para ir a la línea. No me sentí cómodo. Fallé tres en total. Pero Argentina me cometió una falta, tuve que lanzar esos tiros y aguardar que pudiera encestar ambos o al menos uno. Convertí el segundo y eso fue suficiente”, recuerda Calde. Toca defender los últimos segundos, pero a los argentinos les puede la presión y no hacen una a derechas en la última posesión acabando el encuentro con 75-74 a favor de los nuestros y  con un Pau  que termina el partido con 19 puntos, 11 rebotes, 2 asistencias y el tobillo completamente destrozado por el sobresfuerzo tras la lesión. A 48 horas de la final, Pau salvo milagro es baja: “Ahora es difícil saber si mi tobillo estará apto para jugar en la final pero sé que mi equipo estará listo para cualquier cosa. Tengo mucha confianza en mis compañeros, que ellos logren el éxito. Estamos a 48 horas de la final y haré lo que sea posible para no perdérmelo”. Algunos compañeros son preguntados tras el partido como se sienten por todo lo acontecido: “Por supuesto que estamos contentos por lo que hemos logrado”, dice Jorge Garbajosa, “pero estamos todos tristes debido a la lesión de Pau Gasol. Él es nuestro líder, nuestra bandera, no se merece perderse la final”, mientras Calderón opina que: “No estamos seguros aún. Debemos esperar hasta mañana para saberlo. No ha sido agradable como debería ser porque no sabemos si podrá jugar el domingo. Pero como dije, esperaremos hasta mañana para saber lo que determinan los rayos-x. Estamos esperando escuchar buenas noticias. Debemos jugar ante Grecia el domingo con o sin él. Pero jugaremos para él en la final porque es nuestro mejor jugador” La noticia se confirma y Pau al final es baja, fractura parcial del quinto metatarsiano del pie izquierdo, operación y de dos a tres meses de recuperación… Contra todo pronóstico tampoco importa mucho, ya que Garbajosa se disfraza de él anotando 20 puntos (6 triples) ante unos griegos que en ningún momento son rival para dicho rodillo, poco tienen que ver los helenos con ese mismo equipo que dos días antes elimina a los todopoderosos NBA por 101-95, España es muy superior desde el salto inicial y terminan imponiéndose por 70-47: “Sin duda en el banquillo se sufre más que en la pista. Fue muy duro para mí, pero no me quería perder el partido aunque fuera desde allí. Mis compañeros hicieron un partido histórico, inmejorable, y al final no tuvimos que sufrir nada. Han demostrado que no les hacía mucha falta. Hemos disfrutado todos. No tenía la menor duda de que iban a ganar, yo sabía que iban a hacer un buen partido. El saber hacer, la intensidad con la que han jugado, no es que me haya sorprendido, pero es para felicitar a todos. Estoy superorgulloso. ¡Es que se los comían en cada posesión! El baloncesto español vive un momento superdulce que hay que aprovechar y disfrutar. Será un Mundial para recordar toda la vida”. Pau es elegido MVP del torneo pese a no disputar la final del mismo (21,25 puntos, 9,37 rebotes, 1,37 asistencias y 2,37 tapones en los 26,5 minutos de media que juega entre los 8 partidos que disputa) y es elegido en el quinteto ideal junto con Papaloukas, Ginobili, Carmelo Anthony y su compañero de selección Garbajosa: “Ya no sabía ni lo que hacía. Me dieron un balón que era para Pepu, después una copa, no sabía ni lo que coger. Además, tenía la pierna derecha destrozada, peor que la izquierda. Pero lo pasé en grande…”  Somos Campeones del Mundo, algo impensable en baloncesto: “Es maravilloso. Estoy aquí con el pie medio roto y estoy superfeliz. Ya era hora de que este equipo se diera una alegría tan grande. En los últimos campeonatos nos faltó esa suerte. Empezábamos muy bien, pero luego no éramos capaces de rematar la faena en los partidos decisivos, en los partidos de más presión. Esta vez lo hemos logrado. Nunca habíamos ganado una medalla en un Mundial y finalmente pudimos conseguir el oro. Nos merecíamos estar en el podio. Ahora lo tenemos que disfrutar, tanto nosotros como la gente de España. Nos han dado su apoyo y nos ha llegado. Es algo para recordar toda la vida. A este grupo no lo cambiaría por nada, es casi como mi familia. Es un lujo jugar con compañeros así. Estos dos meses han sido sensacionales. Hemos estado todo el día juntos, desde el desayuno, y ha sido maravilloso, muy especial. No había besado a tantos hombres en mi vida”.
Antes de empezar la nueva temporada con su equipo Pau tiene que acortar las celebraciones del Mundial para su operación: “El tema está complicado porque mi equipo quiere que vaya a EEUU a operarme y aún estamos decidiendo cuándo me voy a ir. Si me voy, marcharé prácticamente al llegar a España, porque tiene que ser ya.  Es desafortunado, pero a la vez es necesario, Y cuanto antes me opere, antes me podré recuperar para poder estar con mi equipo, al que, como podéis imaginar, no le habrá hecho mucha gracia el tema de la lesión. Y como sabéis también, no les hace tampoco demasiada gracia que venga aquí los veranos con la selección a pasar dos meses y medio”. Pau se termina perdiendo los 23 primeros partidos de la nueva temporada (2006-07), lo cual lo sufre el equipo y su entrenador Mike Fratello que solo consigue 6 victorias en los primeros 30 partidos y el club decide despedirle. Su recambio es Tony Barone, un entrenador con una concepción totalmente distinta a la de su antecesor que apuesta por el ataque descaradamente, lo que beneficia al juego de Gasol, pero no al del equipo que acaba la temporada con 22 victorias y 60 derrotas, muy alejados de su objetivo que era meterse de nuevo en los playoffs. Pau acaba la temporada jugando 59 partidos todos ellos como titular, con 20,8 puntos (la mejor marca de su carrera), 9,8 rebotes, 3,4 asistencias y 2,1 tapones por partido. Además el 7 de marzo en un partido contra los Toronto Raptors, supera la marca de Abdur-Rahim como máximo anotador de la historia del equipo y es la primera vez que Pau ve con buenos ojos un hipotético traspaso a un equipo que aspire a mas que los Memphis, los Bulls se interesan formalmente y se habla de Celtics y Nets, pero Jerry West cierra su salida pidiendo a los de Chicago  a sus tres máximos referentes: Deng, Gordon y Hinrich a cambio. En verano Pepu vuelve a reunir al equipo mundialista para jugar el Europeo que se celebra en España, donde obviamente son favoritos. Sin embargo, tras un buen campeonato con el pequeño desliz de la derrota ante Croacia en la primera fase, España se planta en la final ante una Rusia dirigida por dos estadounidenses, uno en el banquillo: David Blatt y otro en la cancha: Robert Holden que nos terminan amargando el final feliz al ganarnos de un punto (59-60) con un Kirilenko imperial. Pau termina el torneo con una media de 18,8 puntos por partido siendo el cuarto máximo anotador  y también es elegido en el quinteto ideal del torneo junto con Calderón, Siskauskas, Kirilenko y Nowitzki. Al final otra Plata más para la selección pero con un sabor agridulce por no podernos llevar el Oro.
Empieza la temporada 2007-08 en la NBA y todo empieza a ponerse en su contra, el hecho de querer haberse ido del equipo en la pasada temporada, le hace tener a la afición en su contra y el nuevo entrenador Marc Iavaroni se empeña en hacer a Rudy Gay el jugador franquicia del equipo. Lo único positivo es el fichaje de Juan Carlos Navarro, su mejor amigo, que también lo tiene claro: "Sin Gasol las cosas cambian para mí en Memphis". Todos son rumores, pero nadie descarta que Pau se marche más temprano que tarde. De hecho solo juega 39 partidos esa temporada,  los que juega el equipo hasta enero, todos ellos como titular y con unas medias de 18,9 puntos, 8,8 rebotes, 3 asistencias y 1,4 tapones por partido. Cada vez se acerca más el 1 de febrero…

13 noviembre 2013

SOBRE PAU GASOL 1 (BARCELONA)

Pau Gasol Sáez, ala-pívot y pívot de 2,15, con una envergadura de 2,29 y 114 kg, nacido en Barcelona el 6 de Julio de 1980.

Su madre Marisa es doctora y su padre Agustí enfermero y subdirector de un equipo de atención primaria en San Feliú de Llobregat y por aquel entonces estaban afincados en Cornellá aunque Pau nació en el Hospital de “Sant Pau” en Barcelona capital. El parto debió tener lo suyo porque la criatura nació con 52 centímetros. Sus padres se conocieron gracias al baloncesto, Agustí jugaba en el Gaudí y su madre en el Cornellá. A la edad de 6 años, la familia se traslada a vivir a Sant Boi, por aquel entonces ya eran uno más, ya que su hermano Marc había nacido el año anterior. Supongo que todos tenemos algo de los padres, todos tenemos características de los padres. Algo de uno, algo del otro... ¿En qué me puedo parecer a mis padres ? Aunque soy bastante más alto que ellos, está claro que la altura me viene de los padres. No sé si de cara me parezco más a mi madre o a mi padre, pero soy rubio como mi madre. Mentalmente tenemos la cabeza bastante bien puesta y la verdad es que he recibido una educación excelente por su parte. Buena parte de mi éxito se debe a esta educación y al que me han dado toda mi infancia, ¿no? O sea que todo lo que soy es gracias a mis padres, está claro”
Aunque su familia es muy futbolera y su padre un apasionado socio del Espanyol, a Pau nunca le ha llamado mucho la atención el balompié, pese a que le llevaban a Sarría siempre que podían, a él ya desde muy pequeño le llamaba mucho más el baloncesto, en concreto no el Europeo, si no la NBA, esa donde jugaban Magic, Jabbar y Larry Bird, pero sobre todo “para mí el mejor jugador de todos los tiempos es Michael Jordan y por supuesto es mi jugador favorito”. La llegada a este deporte es curiosa, porque Pau lo primero que practicó de peque fue el rugby, su abuelo era directivo del Martinenc y le llevaba consigo a los entrenamientos del equipo, se dice que tenía una buena mano para lanzar los balones lejos a sus compañeros y la envergadura le servía para intimidar a sus compañeros. Empieza a jugar al baloncesto en su colegio “El Llor de Sant Boi” y pronto se da cuenta que no se le da nada mal, aunque lo ve como un mero pasatiempo, descuidando el trabajo de superación, la defensa y los entendimientos tácticos del deporte como tal:Cuando era pequeño, simplemente me divertía jugando al baloncesto, pero no tenía ningún sueño vinculado a mi futuro. La verdad es que siempre he sido bastante realista y mira!... el día a día me ha llevado a donde me ha llevado, pero ya está!”. En los estudios siempre fue un chaval aplicado, con muy buenas notas, tímido, bromista y muy familiar, al que los colegas le llamaban “Gasoil” o “Fido-Dido” por su altura y delgadez. Su madre se obsesionó con que estudiase música cosa que hizo desde los 8 hasta los 13 años, dando clases de solfeo y piano, de hecho dicen que canta de maravilla y en privado a sus amigos más de una vez les ha dado un recital imitando a Pavarotti.

En 1993, Pau decide tomarse algo más en serio el baloncesto y realiza unas pruebas para entrar en el C.B.Cornellá, las cuales supera y entra a formar parte de un equipo federado. Lo que no nos podemos imaginar que por aquel entonces y aunque sacase la cabeza a muchos de sus compañeros, el se sentía un jugador exterior, al que no le gustaba acercarse a la pintura, más bien dar pases a los que estaban cerca de ella y se consideraba un tirador de media y larga distancia. El hecho de jugar en un equipo federado le obliga a dejar sus estudios de música porque llega a casa a eso de las diez de la noche, aun y todo sigue sacando grandes notas a base de meter horas después de cenar. Sus padres lo tienen claro, lo primero es ser responsable con sus obligaciones y lo segundo el baloncesto y Pau no defrauda, de hecho ya tiene claro que de mayor quiere ser como sus padres y estudiar Medicina y para ello necesita notas altas. Juanjo Campos, su entrenador por aquel entonces, le ponía a jugar de base, pese a su 1,85, para que perfeccionara su control de balón y supiese marcar los tiempos del partido, una experiencia clave en su futuro porque le otorga una agilidad y coordinación impropias en los jugadores de su altura. Con el tiempo Pau, ha cambiado extremadamente de opinión y ahora aprovecha más su envergadura cerca del aro, sitio donde se encuentra mucho más cómodo. Tras dos años en el club empieza a llamar la atención a ojeadores de equipos más grandes, entre ellos el Barcelona.

Agustín Cuesta, un ojeador del F.C. Barcelona de la zona, pasa unos informes del jugador a la secretaría técnica, que a punto está de desecharle ya que varios técnicos opinaban que no tenía cuerpo para dedicarse al baloncesto. Al final, en 1997 recala en el equipo a la edad de 16 años y con 1,99 de altura, en su segundo año como junior y sus inicios como azulgrana fueron demasiado duros. Su entrenador, Joan Llaneza, le hace entender que tiene que trabajar mucho su físico, muy por debajo del resto de sus compañeros, no en vano por aquel entonces sus compañeros le llamaban “la pantera rosa” y le hace ver que su estilo de juego nada tiene que ver con los jugadores de su altura, ya que no su cuerpo no era de un base sino de un interior. Esta etapa mejora  gracias a la amistad que hace con uno de sus compañeros de equipo, Juan Carlos Navarro, que le hace la integración mucho más sencilla ya que era la estrella del equipo. También ayuda el cambio de mote, al de E.T, refiriéndose a lo largos que tiene los dedos de la mano, pudiendo coger el balón como si fuese uno de balonmano. “No sé... siempre hay momentos difíciles durante el año: las temporadas..., pero lo he sabido salir adelante. Siempre he sido muy positivo y siempre miro que, pase lo que pase (haya algo de mal rollo, haya tensión o pasen complicaciones), siempre hemos salido adelante todos y no nos hemos hundido tanto para... no sé... agravar un poco todos los problemas, hemos sido muy positivos siempre”.

Con el tiempo consigue acoplarse al equipo a base de mucho trabajo pese a su animadversión al gimnasio, Pepe Casal, preparador físico tiene mucho que ver en el cambio psicológico de Pau hacia la reticencia de cambiar su cuerpo para el baloncesto. Los éxitos  personales y a nivel de club terminan llegando, dándose a conocer a nivel nacional tras una memorable final del campeonato de España Junior a nivel de selecciones en Tenerife, donde consiguen ganar el título. Este hecho le sirve para ser llamado con la Selección Española Junior y cosechar la Medalla de Oro en el torneo de Mannheim y el Campeonato de Europa Junior en Varna. Es en estos torneos internacionales en los que Gasol llama la atención de varias universidades americanas, que le ofrecen becas para que estudiara y jugara al baloncesto en los Estados Unidos. Pau no jugaba casi, pero su altura y coordinación es lo que llama la atención de los ojeadores. Irse a Estados Unidos y compaginar estudios universitarios con el baloncesto es una idea que seduce a Pau pero finalmente opta por quedarse en España. Un hombre importante en esta decisión es Joan Montes, responsable del baloncesto base del F.C. Barcelona, que le promete ayudarle y darle todo lo necesario para su formación personal y deportiva, lo cual le hace sentirse importante dentro del club y termina por matricularse en la Universidad para estudiar Medicina.

1998-2001: DE INTENTAR HACERSE HUECO A ESTRELLA ACB.

En la temporada 1998-99 Pau pasa a formar parte del segundo equipo del club que milita en la liga EBA, pero es fácil verle entrenar con los mayores, de hecho el equipo dirigido por Aito Gª Reneses le hace debutar en la ACB el 17 de enero de 1999, en la jornada 21 frente al Cáceres C.B. que jugaba como local y que venció al FC Barcelona por 92-78 en un encuentro disputado en el Pabellón V Centenario. El equipo de Pesquera da la campanada en ese partido al ganar de 14 a un Barcelona que acabaría posteriormente primero en la fase regular (26 victorias y 8 derrotas). Gasol solo pudo jugar 29 segundos, quedando inédito en las estadísticas al no poder hacer nada reseñable. Más suerte tuvo el 27 de marzo, durante la jornada 27 jugando en la cancha del Lobos Cantabria. El Barcelona gana ese partido por 64-100 y Aito se permite el lujo de dar 9:45 minutos en el segundo partido ACB del canterano y Pau termina anotando 6 puntos (1/1 en tiros de 2, 1/3 en triples y 1/3 en tiros libres) coge 2 rebotes ofensivos, da una asistencia, realiza un tapón, le hacen dos faltas personales y consigue robar un balón, siendo todo eso sus estadísticas totales en la liga regular jugando de alero. Durante los playoffs el Barcelona elimina al Girona Gavis (3-0) en cuartos y Pau se apunta dos partidos más en esa temporada en los que aporta 6 puntos (4+2), 2 rebotes ofensivos y una asistencia en  los 15 minutos totales que dispone. Posteriormente eliminan al Estudiantes en semifinales (3-0) y al Caja San Fernando en la final (3-0) proclamándose campeones de Liga en el año de su debut. En esos primeros partidos tuvo que llevar el 17, pues el 16 lo llevaba su gran amigo Juan Carlos Navarro, posteriormente cuando “La bomba” cambió de número Gasol heredó el 16, número que no ha soltado durante el resto de su carrera (aunque si bien en España juega con el 4, la numeración es del 4 al 15 y en su debut con Memphis llevó colgado el 00).

Su buen papel en la EBA y su debut en la ACB, hace que Charlie Sainz de Aja, se lo lleve al Mundial Junior de Lisboa, siendo el alero suplente de Drame. Un equipo para recordar: 4.Francesc Cabeza, 5.Berni Rodríguez, 6.Carlos Cabezas, 7.Juan Carlos Navarro, 8.Julio Alberto González, 9.Felipe Reyes, 10.Souleimane Drame, 11.Antonio Bueno, 12.Félix Herráiz, 13.Germán Gabriel, 14.Raül López y 15.Pau Gasol. Saínz de Aja recuerda: El cinco inicial, que no el titular, porque a veces la estrategia cambiaba, pero el más habitual era Raúl López, Juan Carlos Navarro, Souleimane Drame, Felipe Reyes y Germán Gabriel. En el banquillo había gente muy importante como Pau Gasol, Carlos Cabezas, Berni Rodríguez… Era un grupo bastante unido, llevaba bastantes concentraciones de selecciones inferiores, y sobre todo era un grupo que les encantaba estar en la cancha, jugar a baloncesto. Muchos días les teníamos que echar y mandarles a la ducha, porque no había manera deque se fueran. La verdad es que era un grupo muy agradable de entrenar y de llevar”. En la primera fase de grupos vencieron a Brasil (91-83. Pau: 14 puntos y 5 rebotes en 24 minutos), Letonia (98-73. Pau: 6 puntos, 6 rebotes y 1 asistencia en 22 minutos) y Nigeria (74-63. Pau: 2 puntos en 4 minutos). En la segunda fase se impusieron a Australia (80-75. Pau: 7 puntos y 3 rebotes en 14 minutos), perdieron ante Grecia (68-78. Pau: 2 puntos, 1 rebote y 1 asistencia en 13 minutos) y volvieron a la senda de la victoria ante Croacia (70-55. Pau: 7 puntos y 4 rebotes en 20 minutos). En semifinales ganaron in extremis ante Argentina (81-80. Pau: 1 punto, 3 rebotes y 2 asistencias en 18 minutos) y en la final, contra todo pronóstico consiguen vencer a los todopoderosos Estados Unidos (94-87.Pau: 3 puntos, 5 rebotes y 1 asistencia en 17 minutos). Colgándose de esa manera la medalla de Oro del Mundial y convirtiéndose en “los juniors de oro” que produjo en muchos de ellos un relanzamiento en sus carreras y caché. 

En la temporada 1999-2000, Gasol gana 13 kilos de músculo y aún con ficha del equipo filial juega prácticamente todos los partidos con el primer equipo. Aito confía más en un Pau que ha madurado bastante en el último año, empezando como tercer alero del equipo tras Milan Gurovic y Alain Digbeu, pero acabando como segundo, ya que termina jugando más que el francés. “Hay muchas cosas que se deben mejorar, no debes conformar nunca y decir: si hago muy bien esto e hice esto, y ya me va bien así. Llega un punto que si piensas así te estancas y entonces cuesta mucho más mejorar, cuesta mucho más trabajar las cosas. Quiero seguir trabajando en todos los aspectos que crea necesarios y esto marcará también mi nivel de juego en el futuro”. El equipo termina siendo el primero en la regular, pero en playoffs pierden la final ante el Real Madrid de Scariolo (2-3) en casa, con un Djordjevic espectacular. Pau termina jugando 385 minutos en 26 partidos, siendo 14 de ellos titular, aportando 4,19 puntos, 2,65 rebotes y 0,46 asistencias durante la regular. En playoffs disputa 12 de los 14 partidos de su equipo, saltando en uno de ellos como titular y sus medias fueron de 3,41 puntos, 1,5 rebotes y 0.3 asistencias en los 112 minutos que pudo disputar. Durante el verano se habla mucho de la posibilidad que tres juniors de oro puedan ser convocados por Lolo Sainz para disputar con la Selección absoluta los Juegos Olímpicos de Sidney, aunque finalmente esto no se produce y son convocados para jugar el Campeonato de Europa Júnior de Ohrid 2000, donde conquistan la medalla de bronce.
Durante la temporada 2000-01, Pau Gasol da el paso a profesional, siendo jugador de la primera plantilla a tiempo completo con un salario de 40 millones de pesetas y una cláusula de rescisión de 580 millones, IVA incluido. Esta nueva situación obliga a Pau a dejar aparcados sus estudios universitarios de Medicina, provocando un disgusto a su madre, que siempre ha querido que acabase sus estudios por si le ocurriese algo en el baloncesto o su trayectoria no hubiese terminado de cuajar: “la formación intelectual es imprescindible si se quiere tener un control de la vida, aunque sea difícil compaginarla con el deporte de élite”. Otro dato importante indirectamente para Pau es la contratación del ex NBA Rony Seikaly que en Noviembre de ese mismo año fue despedido al acumular 5 faltas graves: abandona al Barça tras jugar un partido en Londres, falta a dos entrenamientos y no se desplaza a Vitoria para jugar un partido ACB contra el Tau. Esto hizo que las demás piezas del juego interior culé tuvieran más protagonismo, incluido Pau reconvertido en ala-pívot para esta temporada. A partir de ahí, se convierte en el jugador revelación de la temporada tras una soberbia actuación en la final de la Copa del Rey  de Málaga en la que ganan al Madrid (80-77) donde Pau se proclama MVP tras anotar 25 puntos, y unos espectaculares playoffs de la Liga ACB que acaban con victoria blaugrana (3-0) de nuevo ante los blancos, tras ser primeros también en la regular con 29 victorias y 5 derrotas. En liga juega 30 partidos, 23 de titular y en 716 minutos hace unos promedios de 11,43 puntos, 5,2 rebotes y 0,76 asistencias, mientras que en los playoffs sus números son de 202 minutos entre los 9 partidos, todos ellos como titular para 9,88 puntos, 7,88 rebotes y 1,1 asistencias. En esta temporada también es elegido integrante del Quinteto Ideal de la Euroliga, gana el trofeo de mejor jugador de las finales de la Liga ACB y es líder en mates con 62  lo que da una media de 2,07 por partido, una combinación de causas que dejan boquiabierto al baloncesto español con un dominio jamás visto antes en un jugador nacional. Sólo una inoportuna apendicitis que se produce cuando el equipo está jugando contra el Haribo London Towers priva a Gasol de luchar por la Euroliga, ya que sin Pau ni Jasikevicius el F.C. Barcelona no es capaz de batir al Benneton de Treviso. El jugador tuvo que ser operado de urgencia en la clínica Tres Torres de Barcelona, privándose de la eliminatoria frente a la Benneton y de varios partidos de liga al causar baja durante tres semanas. Tras esta soberbia temporada y con muchos ojeadores de la NBA siguiéndole desde hace años, aprovecha la oportunidad de presentarse para el Draft, situándolo a priori entre los 10 ó 15 primeros puestos, muy lejos de los 5 primeros que aseguran suculentos contratos que le permitirían pagar la compensación de una supuesta liberación, por lo cual nadie hace presagiar que su continuidad en el club blaugrana quedara en entredicho. “Hombre, la verdad es que con el Barça he estado de cachondeo. He estado muy bien, me he sentido muy bien, me han tratado muy bien. Con el club catalán he crecido como jugador y he vivido mi etapa hasta el baloncesto profesional. La verdad es que pasé un último año increíble, increíble... Pasé un último año en el que me sentí... no sé, no creo que haya palabras para describir todo lo que pasé: el agradecimiento de la gente, el apoyo y todo el calor que recibí, ¿no? Está claro que para mí el Barça tiene un significado muy especial y en mi mente siempre hay que si en algún momento vuelvo a Europa sin duda el Barça será mi primera opción, vaya, como el Palau hay pocos lugares donde jugar, no tengo ninguna duda al respecto”.
El 27 de junio se celebra el Draft de la NBA y Pau Gasol termina siendo elegido en el tercer puesto por los Atlanta Hawks tras Kwame Brown (Washington Wizards) y Tyson Chandler (Los Angeles Clippers, traspasado a Chicago Bulls siendo el jugador no formado en EEUU elegido en el número más alto del draft (posteriormente lo superarían Yao Ming, Darko Milicic y Andrea Bargnani). Para Pau es una autentica sorpresa porque los sondeos le ponían en décima posición elegido por los Boston Celtics que se tienen que conformar con fichar a Joe Johnson. Esa misma noche los Hawks traspasan sus derechos a Memphis Grizzlies junto los de Lorenzen Wright y Brevin Knight a cambio de su jugador franquicia Shareef Abdur-Rahim máximo anotador de la historia de los Grizzlies en ese momento con 7.801 puntos, hasta que el propio Pau lo superase. "La que hemos liado. La gorra de Atlanta, reuniones con Vancouver, no entendía nada... La verdad es que estaba bastante... creo que la palabra es flipado, ¿no? Estaba alucinado, no sabía qué había pasado. El número 3 del draft... sorpresa total. Uf, tenía la mente en blanco. Sí, sí que estaba totalmente en el aire, estaba flotando un poco porque todo el mundo estaba alterado, nadie lo esperaba. Mucha gente de aquí, la mayoría, no sabía ni quién era y allí, en el draft, nadie lo esperaba, que saliera el número 3. Fue una muy buena experiencia” A ese mismo draft también se presenta otro español, su compañero de selección y quinta Raül López es elegido el número 24 por Utah Jazz: "El sitio natural de Raúl López está en la NBA".
Gasol, tras pasar con éxito por las categorías inferiores de la selección española, debuta con la selección absoluta el 15 de Agosto del 2001 en San Fernando en un partido de preparación para el Europeo de Turquía ante Grecia en el que anota 20 puntos. Esta vez sí es convocado para jugar el Europeo, el nuevo seleccionador Javier Imbroda le incluye entre los doce, en vez de hacer como Lolo Sainz el año anterior que prefirió incluir a Johnny Rogers en su lugar. Su debut en partido oficial tuvo lugar el 31 de Agosto, contra una Eslovenia con Nesterovic a la cabeza que abría el  camino hacia el Eurobasket. Finalmente la selección española gana a la eslovena (85-61) y Gasol, con 12 puntos, 9 rebotes y 2 tapones supera a  Nesterovic: 8 puntos y 4 rebotes. Los dos partidos siguientes de la primera fase terminan con una victoria fácil ante Letonia (106-77) y un partido muy complicado ante Turquía que al final se pierde por 84-79 con decisiones cuestionables por parte de los árbitros a favor de los locales que necesitaban la victoria para poder pasar de ronda. Gasol en este partido acaba con 21 puntos, 10 rebotes, 5 tapones y unos alleyoops inolvidables a pases de Raül López.
En octavos se enfrentan ante Israel, un partido en teoría fácil que se complica en exceso y no se puede resolver hasta los últimos segundos (71-67) resultado que sirve para enfrentarnos en cuartos ante Rusia, rival que nos había dejado en la cuneta el año anterior en las olimpiadas de Sidney. Rusia era un conjunto con varios hombres de calidad cuya estrella Andrei Kirilenko estaba en camino de ir a la NBA. El partido es mucho menos de lo que promete de antemano, con actuaciones grises de Kirilenko (7 puntos, 5 rebotes y 3 tapones) y Gasol (7 puntos, 9 rebotes y 1 tapón), igualdad hasta los minutos finales, donde varios robos de balón culminados con canastas fáciles deciden el partido (62-55). En semifinales nos toca ante la todopoderosa Yugoslavia que al final nos termina ganando por 78-65 con un Stojakovic que mete 30 puntos, ayudado por Bodiroga y Drobjnak. Gasol acaba con 22 puntos, 11 rebotes y 3 tapones y la confirmación como estrella. En el partido por el Bronce nos toca Alemania que viene de caer ante los turcos por 78-79. En sus filas sobresale Dirk Nowitzki jugador contrastado en la NBA y decisivo en su equipo que se encarga de torpedear el aro español con 43 puntos, 15 rebotes y unos porcentajes de tiro excelentes. Gasol no se queda muy atrás y le hace una réplica de 31 puntos, 10 rebotes y 3 tapones, además de 4/7 en triples aprovechando que Alfonso Reyes juega más cerca del aro. Su amigo Juan Carlos Navarro se suma a la fiesta con 27 puntos y España se llevó el partido por 99-90, dejando un gran sabor por el puesto obtenido (la anterior medalla de la absoluta fue otro bronce en 1991) y por la sensación de un futuro grande para la selección española. Este es el primer torneo senior en el que los denominados "Chicos de Oro" tienen un peso importante con España, con Pau Gasol, Juan Carlos Navarro, Raül López y Felipe Reyes. Gasol termina el campeonato como máximo anotador del equipo con una media de 17,3 puntos por partido (sexto de la competición) además de ser el máximo reboteador del Europeo con 9,7 rebotes, poner 2,1 tapones por partido y ser incluido en el quinteto ideal.
Pau Gasol después de su espectacular crecimiento en el último año y su posición privilegiada en el Draft, ser tercero le asegura un contrato mínimo de tres años a razón de 7,9 millones de dólares, decide a sus 20 años cruzar el charco para jugar en la NBA con su equipo los Memphis Grizzlies. El Barça se muestra incrédulo con la iniciativa de su jugador e intenta convencerle y retenerlo al menos un año, Joan Gaspart  le ofrece en un último intento a la desesperada un cheque en blanco para que se quede aunque Pau lo tiene claro. Ante esta tesitura del jugador, el club no rebaja ni una sola peseta su salida: 425 millones de pesetas en las que el jugador tiene que poner su contrato de la NBA como aval para poder salir. Un alto directivo del Barcelona, cuando se confirma su marcha le dice: "El año que viene volverás con el rabo entre las piernas", pero Pau lo ve desde otra perspectiva: “Tendré que acoplarme y espero poder hacerlo rápido. Los jugadores son muy grandes y fuertes, pero yo tengo buenas habilidades y no baso mi juego en mi fuerza. Tengo que trabajar en lo físico, pero creo que me va a ir bien”.